foto-profilo-2_Lres.jpg

Hola

Bienvenidos a The Food Mood.  Historias, recetas y fotos de mi cocina más casera. Espero que la disfrutes!

Panecillos encebollados

Panecillos encebollados

Me encanta hacer pan y ya veréis como, poco a poco, el blog se irá poblando de recetas de leudados.

Hace años descubrí que hacer pan en casa, además de ser una gran satisfacción, es facilísimo y desde entonces no he vuelto a pisar una panadería.

Ya os presenté mi pan estrella, ese que se puede hacer todas las semanas y que dura hasta la próxima horneada. Es rapidísimo y el resultado es bestial.

El que os presento hoy no es para menos: unos bollitos rellenos de cebolla para acompañar un buen guisote de carne o pescado o para disfrutar con quesos añejos o erborinados.

Tienen pocos trucos pero yo os los desvelo todos en las notas. Las encontráis al final de la receta.

¡Veréis como no se os resisten!

panecillos-encebollados_1.jpg

Ingredientes:
2 huevos
75 gr de aceite de oliva
400 ml de agua templada
1 1/2 cucharaditas de levadura de cerveza en polvo (liofilizada)
40 gr de azúcar
1 1/2 cucharaditas colmas de sal marina integral
580 gr de harina manitoba
20 gr de remolacha en polvo (opcional)
150 gr de copos de patata
200 gr de harina de arroz
1 cebolla pequeña
Aceite de oliva para rehogar la cebolla

Preparación:
1.
En un bol batimos 1 huevo y añadimos el aceite y el agua. Removemos bien.

2. En un bol a parte mezclamos la harina, la remolacha en polvo, los copos de patata, la harina de arroz, el azúcar y la levadura. Removemos bien.

3. Añadimos por último la sal y removemos de nuevo.

4. Empezamos a incorporar los ingredientes líquidos a los sólidos mezclando, al principio, con una cuchara de madera para, más tarde, pasar a amasar con las manos encima de una superficie enharinada. Este paso se puede realizar también con la ayuda de un robor de cocina.

5. Amasamos hasta obtener una masa lisa con ingredientes bien incorporados. Formamos una bola y dejamos reposar en un bol, cubierto con film transparente, toda la noche.

6. Pelamos la cebolla y la tritamos finamente. Rehogamos la cebolla en una sartén con un poco de aceite. La rehogaremos a fuego lento y tapada para que se haga lentamente y no tome color.

7. Una vez que la cebolla esté bien pochada, la dejamos enfriar completamente.

8. Al día siguiente la masa habrá triplicado su volumen. La sacamos del bol, la ponemos en una superficie enharinada y la dividimos en 8 partes iguales.

9. Ahora tomamos cada una de las partes y las estiramos con un rodillo creando un rectángulo.

panecillos-encebollados_2.jpg

10. Ponemos una cuchara de cebolla frita y la repartimos por toda la superficie.

11. Enrollamos los bollitos por el lado más largo creando un cordón. Cerramos un poco las extremidades y, con cuidado, alargamos un poco el cordón.

panecillos-encebollados_3.jpg

12. Hacemos un nudo y "escondemos" las extremidades en la base del bollito. Conforme los vamos formando los ponemos en una placa forrada con papel de horno.

panecillos-encebollados_4.jpg

13. Cubrimos los bollitos con film transparente y dejamos reposar durante 1 h.

14. Pasado este tiempo encendemos el horno a 220 °C.

15. Batimos el segundo huevo y pincelamos la superficie de los bollitos. Antes de hornear se pueden decorar con sal en escamos, perejil, almendras laminadas o semillas de amapola.

16. Cocemos en horno caliente durante unos 20 minutos.

Notas:
- para esta receta he utilizado remolacha en polvo porque queda muy bonito el pan con ese color pero no es esencial. Si no la encuentras (la puedes comprar online o en tiendas de productos naturales/bio) o no la tienes en este momento la puedes eliminar aumentando la cantidad de harina (20 gr)

- los copos de patata tampoco son fundamentales pero le dan una textura final estupenda a este pan

- la harina de arroz también se puede sustituir con harina normal o integral

- la levadura de cerveza la encuentras en el super en sobrecitos. Ten cuidado que no sea levadura instantánea.

- si no te gusta la cebolla puedes sustituirla por multitud de ingredientes: paté de aceitunas, frutos secos y/o semillas, puré de calabaza o ajillo frito (como en la receta original); si lo prefieres puedes omitir el relleno pero no cambies el procedimiento para formar los bollitos. Estirarlos y enrollarlos en este modo da "cuerpo" al pan y es importante para que salgan perfectos!
 

 

Patatas estofadas con bacon

Patatas estofadas con bacon

Guinness cake

Guinness cake